InicioFruta selectaArticulistasRelaciones abiertas: más común de lo que crees

Relaciones abiertas: más común de lo que crees

Escribe Rodrigo Montañez* 

Nos han impuesto que la ley de la vida es nacer, reproducirnos y morir. Quiero hacer un stop en la indicación de reproducirnos, debido a que equivale a un camino superlargo que, estoy seguro, muchos de nosotres no quieren ni vivirlo.

El reproducirnos equivale a buscar a alguien, proceso al que se le conoce como enamorarse de una sola persona para cumplir esa ley de vida. ¿Qué pasa si no quiero para el resto de mi vida con una sola persona? La respuesta es clara: te divorcias y estas con otra, pero ¿divorciarse?

Lamentablemente, el sistema nos dice que tenemos que amar a una sola persona, porque si amamos a dos a la vez estamos siendo infieles. ¿Qué pasa si me enamoro de más de una persona? ¿En realidad soy infiel?

Hay una palabra que a mí me encanta y es: abierta. Sí, las relaciones abiertas: existen y no son exclusivas de la comunidad LGBTIQ+. Por ejemplo, España ya no es monógama, según un estudio de JOYclub el 60 % de los encuestados prefiere tener una relación sexualmente abierta. ¿Eso está mal?

¿Qué implica tener una relación abierta? Según el sicólogo Jeysser Chávez, dentro de las relaciones abiertas existen varios tipos de acuerdos, según la pareja.

La apertura a una relación abierta es, exclusivamente, para mantener relaciones sexuales con otras personas. Ello bajo una serie de acuerdos como, por ejemplo: saber cuántas veces pueden hacerlo, saber quién es la tercera persona, indicar si puede o no ser de su círculo social o una persona totalmente desconocida, entre otros aspectos. Hay que recalcar que la comunicación en este tipo de relaciones es totalmente vital, los acuerdos son necesarios para que los lazos se mantengan de forma saludable.

Muchos confunden las relaciones abiertas con promiscuidad, infidelidad y pecado. Hay otras personas que mantienen relaciones monógamas y al haber realizado una infidelidad creen que la solución es “abrir la relación”. Muchas veces esta decisión no funciona debido a que previo a su relación monogámica ocurrieron una serie de acuerdo que se basa en la no existencia de un tercero.

En un país como Perú donde la homosexualidad todavía es altamente discriminada, ¿las relaciones abiertas podrán ser socialmente vistas de buena forma? En definitiva, no, en la actualidad. Es por ello, que hay muchas parejas que mantienen sus relaciones abiertas ocultas. 

Seguimos cuestionando la forma de amor con libertad sin hacer daño a nadie, donde lamentablemente nos sigan codificando a un sistema binario, heteronormativo, patriarcal y monógamo que invisibiliza muchas formas bonitas y naturales de vivir.

La vida está estructurada de esa forma y para vivir ‘bien’ tenemos que cumplirla tal cual. ¿Cómo será vivir ‘bien’ en unos años?  ¿Podremos aceptar las nuevas ‘formas de vivir’?


* Estudiante de Ciencias de la Comunicación de UPAO. Actor en formación. Creador y presentador de @rozamiento___ (cuenta de Instagram sobre temas de educación sexual, comunidad LGBT, arte y cultura). Activista social. Me encanta bailar, ir al teatro, reír y viajar. Amo conversar y cuestionar todo lo que pasa a mi alrededor. 

Más Información